Embarazo y Parto: Una visión desde la reflexología

Embarazo y Parto: Una visión desde la reflexología

Hemos querido sacar un artículo de nuestro antiguo alumno  publicado en su web +info.

Sin lugar a dudas, uno de los grandes misterios de la naturaleza. La concepción, la creación de un nuevo ser, el “poder” y la facultad de ser capaz de engendrar vida a partir de uno mismo, a partir de dos. Algo tan maravilloso como difícilmente explicable, basado en un complejo y detallado mecanismo, repleto de vericuetos y detalles asombrosos. Y aun así, estamos ante algo que no deja indiferente a nadie.

Por todos es conocido, que, en ocasiones, las parejas se encuentran con el siempre difícil conflicto de tener dificultades a la hora de engendrar nueva vida. La concepción, en contra de opiniones más primarias, no es algo baladí, y requiere de unos complejos y ordenados mecanismos que han de cumplirse con exactitud.

La “corriente” mas social encuentra una posible respuesta en la incursión de la mujer al mercado laboral. La asimilación de valores y roles con tradición masculina, o la realización de tareas para las que antaño solo estaban destinados los hombres, hacen que nos encontremos ante un proceso de “masculinización” de la mujer, lo que provoca una pérdida de su “feminidad”, que desencadene en diversos trastornos hormonales, entre otros, que hagan más difícil los procesos de concepción, y posterior anidación.

Sin embargo, también debemos considerar la presencia de aspectos con carácter más psicológico, tan presente hoy en nuestras vidas. El estrés, la ansiedad, o los miedos,  son unos poderosos enemigos. En la actualidad, nuestro ritmo de vida está repleto de situaciones con cargas emotivas desmesuradas, que en cualquier extremo, nos provoca reacciones como alteraciones del sistema nervioso, o las mencionadas ansiedades y temores.

El organismo, en estado natural, es autosuficiente y está preparado para actuar en cada momento según las leyes de la naturaleza. “La Naturaleza es Sabia”, dicen los mayores. Estos factores sugestionan de manera negativa al organismo, impidiendo que se realicen de forma óptima los procesos psicológicos, hormonales y fisiológicos precisos para la concepción y anidación.

La Reflexoterapia Podal es una magnifica opción  a considerar para ayudar a las parejas en la concepción de nueva vida. Esta técnica natural trabaja en ambos miembros de la pareja, que mediante manipulaciones precisas en los puntos reflejos situados en los pies, busca encontrar el equilibrio necesario en ambos organismos, para que esa “Naturaleza Sabia” actúe. Sencillamente.

En el hombre, las manipulaciones de puntos reflejos van encaminadas a potenciar las hormonas necesarias para  la fecundación, así como a prepararlo física y mentalmente para este nuevo paso. Se trabajan zonas como la hipófisis, tiroides y paratiroides, glándulas suprarrenales y sexuales, entre otras.

En la mujer, los masajes buscan relajar la zona pélvica y abdominal, al mismo tiempo que energizamos la columna y bajo vientre, linfa, timo, musculatura abdominal lateral, o la epífisis, glándula endocrina del nuevo ser, fotosensible y receptora de luz, amor y vida.

Y tanto es así, que los hechos hablan. Recientemente he tenido la ocasión de trabajar esta terapia con una pareja joven. Ella con 31 y Él con 32, decidieron confiar en la Reflexoterapia como complemento a su amor y sus buenas intenciones. La ansiedad y estrés antes mencionada, dio paso a unos organismos más equilibrados energéticamente, y más predispuestos. Y la naturaleza siguió su curso, y habló. Tras tres meses de tratamiento conjunto, están radiantes de felicidad, y esperando ya su primer hijo para finales del verano.

En la actualidad seguimos trabajando confiando en la Reflexoterapia Podal. Os puedo asegurar que estos 9 meses prometen.

 Un saludo,

 Jose Miguel de la Torre Cobo

Psicólogo Cgdo AO-6146. Reflexólogo Podal. Flosacólogo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *